Ayudando a Chuiso con Seovolución

0 comentarios
03 abril 2014

Hoy voy a redactar un articulo distinto, será una reseña pura y dura para ayudar a Chuiso en el concurso organizado por Forobeta sobre SEO. Este trata sobre posicionar una palabra clave inventada —es decir que no arrojaba ningún resultado al momento de crearse—, en distintos países del buscador de Google.
Esa palabra es Seovolución, que supongo que viene a significar algo como "la evolución del seo", si ese es el significado de tal significante, más allá de considerarlo grandilocuente, lo considero además atinado.
¿Por qué? Porque se trata de un concurso salvaje en el que se aplican todas las técnicas posibles, en el que varios SEOs del idioma español se arrancarán las pestañas, algunos muy importantes, que saben del tema de verdad y otros no tanto. Pero aún aquellos que no saben mucho del tema pueden aprender una inmensa cantidad de cosas, no se trata tan sólo de "participar por participar", sino de aprender a la vez que se participa, es inevitable terminar aprendiendo algo de SEO con algo así.

seovolucion chuiso

Si recién ahora te estás enterando del concurso de Seovolución lamento decirte que el 6 de abril se escogerá al ganador que se llevará no sólo unos buenos cientos o miles de dólares —en el caso de haber un único ganador—, sino que además se le otorgará un rango especial de "mejor SEO del 2014". Lo ideal sería que te vayas registrando en el foro, del que soy usuario medianamente activo y del que aprendí mucho, mucho sobre este ambiente y quedes a la espera del próximo concurso que se organice. Mientras tanto podés observar como se tiran de los pelos los competidores y utilizan todos sus trucos y estrategias, aun las "cuestionadas" y sucias. Porque un maratonista tal vez no le meta nunca el pie a otro para hacerlo tropezar, pero en el mundo de los SEOs es probable que le den una patada en la nuca al otro ;)

Pero volviendo a Chuiso y por qué voy a ayudarlo con un enlace es fácil de explicar, porque me encanta su blog, como escribe y las cosas que comparte. A decir verdad mi primera impresión sobre él no fue del todo buena —por un hilo que abrió en Forobeta, que no voy a comentar porque no viene al caso—, fue algo que puede considerarse de "politicamente incorrecto". Por mi parte tolero muy poco lo "politicamente correcto" y su hipocresía inherente, pero su forma de plantear el asunto me pareció demasiado agresiva.

No fue sino hasta hace poco tiempo que caí en su blog a leer un artículo —no recuerdo cuál ni por qué— y al final terminé leyendo todo su blog y sus e-books de un tirón, me encantó todo. Fue ahí cuando entendí su forma de expresarse y su manera de plantear el tema en aquél hilo de Forobeta que comentaba anteriormente. Sigo pensando, sin embargo, que planteó muy mal tal tema —que sólo se le voy a aclarar a él si le interesa, que dicho sea de paso, muy vagamente recuerdo cómo iba la cosa—, pero en fin, conociendo su forma despreocupada e informal de expresarse y escribir, pude entederlo mejor. Tal forma de llevar su blog me encanta y por eso ganó un nuevo lector y espero que quien esté leyendo esto se sume a los lectores asiduos porque lo recomiendo enormemente. Al menos a aquellos que les interese el SEO y algunos recursos "un tanto oscuros".

En fin, le deseo lo mejor en el concurso de seovolución, ojalá gane en algún país o en varios. Porque además eso va a querer decir que sus métodos para hacer SEO funcionan y tales metodos y recursos son los que nosostros mismos vamos a usar luego. No hay mejor forma de probarlo que con tan salvaje concurso.

Además prometió premios y espero ganar algo.
(¡Vamos por esa cuenta de SEOplatino! :D )

Blogger vs WordPress

1 comentarios
28 febrero 2014

Blogger vs Wordpress¿Cuál elegir? Blogger versus WordPress. Ambas son las dos plataformas preferidas, utilizadas en la mayoría de los sitios web actuales.

Blogger.com es gratuito, pertenece a Google y más allá de algunas limitaciones es muy flexible. Se pueden lograr muy buenos proyectos y solo es necesario tener una cuenta de Google para poder crear un blog en cuestión de minutos.
No hay que comprar dominio —subdominio .blogspot.com gratuito— ni hosting. De hecho, nuestros blogs estarán alojados en los mejores servidores del mundo, los de Google.
Ésta última razón, sin embargo, en algunos casos puede despertar ciertas dudas porque debemos respetar las políticas de Blogger o podrían llegar a eliminar nuestro blog sin aviso —aunque en principio sólo serían sitios ilegales los afectados.
WordPress tiene dos variantes que intentaré explicar a continuación.

Diferencias entre Wordpress.com y Wordpress.org

Ante todo habría que aclarar que Wordpress es un software para creación de contenidos para la web. Es de código libre y gratuito, pudiendo instalarse en cualquier servidor que lo soporte cuantas veces se quiera y pudiendo actualizarlo sin cargo cuando posea nuevas versiones.

La diferencia es que éste que estoy describiendo, denominado Wordpress.org debe instalarse en un servidor propio, por el cual hay que pagar a un proveedor de forma mensual o anual. Uno de ellos y recomendado por muchos como el mejor es Hostgator. Cuesta unos 5 dólares por mes y si se registran ahora obtienen un 20% de descuento.

Aún así existen proveedores de hosting gratuitos en los cuales puede instalarse sin muchos problemas, aunque con bastantes limitaciones y requieren ciertos conocimientos. Como por ejemplo Hostinger —del que más adelante haré un tutorial.
Además de tener que contar con un dominio propio también, que se paga anualmente. Una empresa que recomiendo plenamente es NameCheap —que además de ser muy fácil de utilizar permite pagar con Paypal sin verificar.
Teniendo todo esto en cuenta, podemos descargar WordPress gratis.

Wordpress.com por el contrario, posee hospedaje y dominio gratuito —con el subdominio .wordpress.com. Pero tiene demasiadas limitaciones, lo que lo convierten en una alternativa para no tener en cuenta. Entre estas limitaciones se pueden encontrar escasez de plantillas y modificación de las mismas, hasta aspectos un poco más avanzados como inclusión de código JavaScript. Lo que en principio puede no parecer tan serio, sí lo es, porque muchos «artilugios» que al poco tiempo queramos colocar en nuestro blog para darle mayor funcionalidad, no podremos hacerlo. Incluídos cualquier tipo de publicidad, como AdSense.

¿Blogger o WordPress?

Se suele decir por la web, que Wordpress.org es para «proyectos serios», pero en realidad la seriedad del proyecto nada tiene que ver. Simplemente se tiene más control sobre ciertos aspectos y fundamentalmente la posibilidad de agregar plugins y PHP. Esto dota de tal funcionalidad a un sitio web que los resultados pueden llegar a ser impresionantes y muy completos.

Pero seamos realistas, un blog es un blog. Da lo mismo la plataforma, es texto y multimedia en orden cronológico. Luego se puede recurrir a perfeccionarlo y entonces sí debemos pensar sólo en opciones como Blogger y Wordpress.org.
Y al tener que elegir una de estas dos plataformas evaluaremos los «pros y contras» para nuestro proyecto. Siempre se puede empezar por Blogger y si en algún momento queremos añadir algo que no puede implementarse en él, podemos migrar todo nuestro blog a Wordpress.org.

Por tanto, no hay necesidad alguna de comenzar desde el primer día en Wordpress, pagando hosting y dominio —aunque sí recomiendo comprar el dominio siempre. Empezar nuestro blog en Blogger de forma gratuita y con muy buena calidad —en última instancia todo se basa en HTML y CSS—, darle un aspecto profesional sin problemas, sólo preocupándonos por su contenido, difundirlo por las redes sociales y verlo crecer.

Enlaces internos, externos y backlinks

10 comentarios
11 marzo 2013

Redaccion web backlinks enlacesEste post será un breve repaso sobre los enlaces de un sitio web, tanto los internos como los externos o «backlinks» —traducidos espantosamente como enlaces de retroceso, aunque es muy difícil una buena traducción, enlaces entrantes podría ser mejor.

Los enlaces externos cumplen distintos propósitos, pero principalmente puede ser para ampliar la información de lo que se está tratando, para citar un artículo que toca el tema directa o indirectamente o bien, citar una fuente o un llamado a algún tipo de acción —como por ejemplo descargar un archivo.

Los enlaces internos por su parte cumplen una función parecida pero sólo utilizando enlaces a otras páginas de la misma web. Es muy utilizado para fortalecer un sitio de cara al SEO —en este caso denominado On Page— o bien para lograr que los visitantes permanezcan más tiempo en nuestro sitio. Luego aparecen además otros enlaces internos automáticos bajo el título de «posts relacionados» o similares. Que se aplican mediante plugins o gadgets. Además de los clásicos entrada anterior y entrada reciente.

Como no me dedico al SEO no sabría indicar cuántos enlaces se podrían colocar por artículo. Es una opinión muy divida y siempre en constante cuestionamiento, pero por regla general no conviene muchos —no más de tres—, pues estaríamos «pasando jugo» a los sitios enlazados. Sin embargo, citar sitios con buena autoridad puede ser beneficioso al darle mayor información a los usuarios —y así lo interpretarán los buscadores.

Aún así, si se enlaza mucho hacia páginas externas puede dar la sensación de que hay poco contenido original. Como en todo, hay que aplicar el sentido común, citar sólo cuando sea necesario y creamos conveniente. En este caso no aplica el famoso dicho «más vale que sobre y no que falte».

Hay casos extremos que por alguna razón funcionan perfectamente, como es el caso de Enrique Dans. Él en su blog personal cita a todo el mundo en todos sus articulos, siempre ampliando el tema que trata y en su mayoría hacia sitios en inglés. Pero claro, él es Enrique Dans y lleva adelante un blog muy exitoso, actualizado a diario y con verdadero conocimiento.

¿Qué es el Anchor Text?

Redaccion web anchor text
Ni más ni menos que el texto que llevará el enlace en cuestión. Hasta hace poco era práctica común de los SEOs utilizar la palabra clave que querían posicionar como único anchor text del enlace. Pero debido a las constantes modificaciones en el algoritmo de Google muchos de esos sitios terminaron siendo penalizados por «sobre optimización» del sitio en base a esa palabra clave.

¿Para qué sirve? El anchor text le dice a los buscadores que el sitio al que dirige ese enlace se relaciona directamente con ese «texto ancla». Es decir, si enlazo a un sitio de una librería virtual, el texto que utilizaría bien podría ser: «Venta de libros». Suponiendo que esa sea la frase clave por la que se busca posicionar la librería.

Ahora supongamos que queremos enlazar la fuente de una noticia. Para ello bastaría colocar como anchor text el nombre del sitio web del que obtuvimos tal información al final de nuestro artículo. Por ejemplo: «Fuente: Nombre del Sitio Web» o «Vía: Dominio del Sitio Web». Enlazando no al sitio, sino al artículo de dicha noticia o fuente de información.

Ahora bien, hace tiempo la forma correcta de enlazar jamás hubiera contemplado cosas como «Click aquí», «Más información», etc. Esos eran usos incorrectos porque no le decían nada al usuario. El anchor text, sirve además para darle información al lector de aquello que se está enlazando. Por tanto «Haz click aquí» no le dice absolutamente nada del sitio al que queremos que visite, en cambio «Venta de libros» sí.

Los tiempos cambiaron y ahora se ha convertido en un recurso válido para los SEOs. De esta forma pueden «camuflar» que esos enlaces se obtuvieron de forma «natural», que no hay «sobre optimización» de enlaces obtenidos bajo la misma palabra o frase clave. Para ellos es mejor obtener de vez en cuando ese tipo de enlaces y «no levantar sospechas».

Para nosotros, redactores, sigue siendo incorrecto, porque no le informamos al usuario a qué le está dando click. Es información inútil y sobra. La única opción es el contexto. Gracias al contexto que podemos darle a ese link podemos enlazar bajo frases tan torpes y sosas como «Click Aquí»
Por ejemplo:
Si buscas un lugar para comprar libros visita este sitio.
Haz click aquí si quieres comprar libros.
Los mejores libros puedes encontrarlos en esta web.

Insisto, eso sería sólo para el caso de escribir con objetivos de posicionamientos —«post-pingüino» y sólo cuando haga falta— para los sitios enlazados. Si escribimos en nuestro sitio personal o con cualquier otro motivo no es la forma correcta. Si escribimos un artículo sobre libros y queremos ofrecer su definición en Wikipedia, enlazaríamos de otra forma, sin caer en «encubrimientos» de ningún tipo:
«El libro es un objeto compuesto de hojas de papel que están impresas con tinta, pero que contienen la sabiduría, invención, historia e imaginación de los hombres.»

La palabra enlazada en este caso sería «libro» y llevaría al artículo de la Wikipedia u otro sitio de autoridad.

Page Rank o PR

Redaccion web Page Rank
Es un sistema que utiliza Google para medir la autoridad de las páginas web. Hoy en día se discute su utilidad, funcionamiento, relevancia, todo. Nadie se pone de acuerdo, sobran palabras por todas partes, pero todos lo quieren aunque digan lo contrario. Aunque no lo necesiten.
En realidad en la práctica queda absolutamente demostrado que un mejor PR no significa mejor posicionamiento, por tanto mayor PR no significa inmediatamente mayores visitas.

Aún así, cuando vayamos a enlazar como fuente sería conveniente revisar el Page Rank de tal sitio, pues citar siempre como fuente de información páginas con PR 0 o 1 no será confiable para Google.

Una nota muy importante sobre la escala de valorización:
  • PR 0 significa que el sitio es muy nuevo, no ha sido indexado o todavía no se ha actualizado su relevancia. O bien, que ha sido penalizado por Google.
  • PR 1 puede conseguirlo cualquier blog si es enlazado por un sitio de autoridad y se le consiguen algunos enlaces.
  • De PR 2 a 3 son páginas que reciben algunos buenos backlinks y poseen cierta autoridad.
  • A partir de PR 4 entramos en sitios con una enorme cantidad de backlinks y bastantes de calidad.
  • Al llegar a PR 7 nos encontramos con sitios de verdadera e indiscutible calidad y reputación.
  • PR 10 es inalcanzable. Sólo sitios como Twitter, la página del gobierno de Estados Unidos y unos pocos más tienen tal «prestigio». La mayoría al actualizarse el Page Rank —se realiza aproximadamente cada tres meses— quedan con 9.

Existen otras formas de evaluar la autoridad de una paǵina, pero por ahora la que nos interesa es la forma de evaluar de Google. Para esto la forma más práctica es instalar alguna extensión —para Chrome recomiendo SEO Site Tools— para nuestro navegador que nos lo indique correctamente.

Enlaces DoFollow y NoFollow

Simplemente se trata de enlaces que pueden rastrear o no los robots. Por defecto todos los enlaces son DoFollow, es decir que pueden dirigirse al sitio enlazado para comprobar de qué se trata. Al mismo tiempo estamos «pasándole jugo», dándole fuerza en miras de su autoridad.

Para los enlaces NoFollow es necesario incluir el código necesario en los links para desautorizar o no permitir que los robots lo rastreen. No se pasa jugo ni fuerza. Se trata del famoso atributo rel="nofollow".

La recomendación oficial nació con la idea de evitar pasar autoridad a un sitio que estamos criticando. Si por ejemplo, en nuestro blog personal de crítica culinaria escribimos un artículo hablando del pésimo servicio de un restaurante, sería una torpeza enlazarlo debidamente, pasando prestigio de cara a los buscadores, en lugar de quitárselo. Para solucionar esto bastaría incluir en el código rel=”nofollow” al enlace.

Otras recomendaciones para utilizarlo es para secciones de nuestra propia web, como la página de contacto, mapas del sitio, u otras que no necesitamos, ni queremos que posean «fuerza» de posicionamiento. Más de una vez ocurrió que una empresa poseía posicionada primero su página de contacto que la principal, craso error.

Para que no se indexen, se utiliza el archivo robots.txt directamente, de mayor efectividad para bloquear el acceso a los robots «legales». Pues existen otros —principalmente con finalidades de spam— que desestiman tal archivo y se llevan lo que vinieron a buscar.

Pero como con todo, podemos saltar la cerca oficial y utilizarlo con otros propósitos. Al citar fuentes de baja autoridad o porque ya incluímos muchos enlaces en la página o porque se nos viene en gana. Podemos utilizar NoFollow sin temor y en nuestro beneficio. Aunque, siempre que lo amerite, es bueno pasar algo de «fuerza» a la fuente de nuestros contenidos, desde ya.

Por el momento creo que esto es todo lo relacionado a los tipos de enlaces externos, internos y backlinks que se necesita saber para llevarlos correctamente a la práctica.
Cuestiones más avanzadas y profundas probablemente sean tratadas más adelante, aunque no exclusivamente con objetivos de posicionamiento, sino con su aplicación en la redacción web.

Imágenes de los artículos en la web

4 comentarios
20 diciembre 2012

imagenes alt titleLas imágenes son actualmente, para mí, uno de los mayores problemas del blogging y de la web en general. Durante mucho tiempo nos acostumbramos a tomar imágenes de cualquier sitio sin dar créditos, pero cada vez esto se va convirtiendo en necesario y en definitiva es lo que corresponde. También es posible que se deba pagar por esos derechos. La otra opción es tomar imágenes libres y gratuitas, pero que también habría que dar los créditos. Los buenos bancos de imágenes libres requieren un pago mensual para poder utilizarlos. Todo esto hace que sea extremadamente difícil obtener buenas imágenes para nuestros artículos.

Pero por supuesto todos estos puntos no son tenidos demasiado en cuenta y seguimos utilizando imágenes que encontramos en internet a diestra y siniestra. La mejor alternativa es siempre citar la fuente de la imagen, pero puede suceder que no estemos citando al autor original o que no tengamos los permisos. En el mejor de los casos podemos recurrir a Flickr —u otros servicios similares— y buscar imágenes bajo licencias Creative Commons que nos permitirán tomarlas y publicarlas, siempre respetando los créditos, citando y enlazando al autor original. Aún así, a muchos debemos pedirle permiso y explicarle para qué vamos a utilizarla. Convirtiéndose en un procedimiento muy engorroso.
Otra opción es buscar imágenes de dominio público, un buen lugar para ello es la librería del congreso de Estados Unidos.

Por estas razones desde hace un tiempo acostumbro a hacer yo mismo las imágenes. La mayoría de dudosa calidad, pero prefiero eso a tener que recorrer toda internet en busca de una sencilla fotografía. Además de que a menudo me parece excesivo eso de andar pidiendo crédito por todo, mucho más si se reclama un beneficio económico. Se entiende para fotografías o dibujos que llevan tiempo y conocimientos, pero cuando se trata de algo sencillo, vamos. Pero esta es sólo mi opinión y no tienen por qué estar de acuerdo conmigo. De hecho muchos han tomado imágenes de este blog sin citarlo —incluso un periódico online importante de mi país—, y no reclamé nada. En parte porque yo al principio hice lo mismo y en parte porque no lo considero grave. Aunque sí estoy en contra de llevarse el crédito como propio, pero ese sería otro tema.

Formatos, dimensiones y calidad de las imágenes

Las dimensiones siempre variarán según el tipo de sitio en el que se inserten. La calidad generalmente viene acompañada de su peso, por tanto se buscará un equilibrio entre calidad de imagen, tamaño y peso.
¿Por qué es esto importante? Todos quisiéramos nuestras imágenes en la mejor calidad posible, pero al hacer esto, también correríamos el riesgo de ralentizar la carga de la página. Por tanto es importante seleccionar con conciencia, midiendo todos los factores.

Los formatos de los archivos pueden ser .jpg o .png. El primero comprime la información de la imagen de tal forma que permite presentar una calidad aceptable con el menor peso posible. Por eso es el formato preferido de la web en general. Sin embargo, para algunos casos puede perderse mucha calidad —sobre todo con colores «vivos y fuertes»— además de que Blogger tiende a comprimir aún más las imágenes .jpg dando como resultado final algo bastante pobre.

El formato .png conserva mucho la calidad pero sacrificando el peso de la misma. Como dije, a mayor peso, mayor demora en mostrar las imágenes. Por su parte, Blogger no «maltrata» a este formato, conservando su calidad original.
De todas formas tanto uno como otro formato pueden comprimirse al crear los archivos hasta un nivel que consideremos adecuado dependiendo de los factores citados. O también podemos utilizar programas o herramientas online para comprimir mejor los archivos jpg. El mejor que conozco en este sentido es: JPGMini. Según mi opinión es la mejor alternativa para reducir el peso de los archivos conservando «casi intacta» su calidad. Aunque también es cierto que debido a este proceso —y dependiendo mucho de sus colores— puede llegar a empobrecer mucho la calidad de la imagen.

Existen otros tantos de formatos de archivos como .gif o .bmp. Los gifs animados fueron un furor en los comienzos de la web y también era un formato muy utilizado para las imágenes estáticas. Actualmente se encuentra en práctico desuso por su ineficacia, pésima calidad de imagen y mucho peso. Sería un error utilizarlo. Aunque los gifs animados siguen teniendo su atractivo y se utiliza mucho en algunas redes sociales.
El .bmp se hizo popular por pertenecer a Microsoft, tiene buena calidad pero el peso de las imágenes es desorbitante. También sería un error utilizarlo.

En cuanto a sus dimensiones, dije que variará según el sitio, principalmente por el diseño del mismo. El ancho del cuerpo del post en la plantilla influirá en este aspecto. Si son imagenes centradas, por lo general de 450 a 600 pixeles de ancho estarán bien.
Si se ubicarán a la izquierda o derecha de 250 a 350 pixeles —máximo— de ancho estará bien. Esto es un detalle estético que deberá considerarse para cada caso en particular.

Desde ya, aconsejo al menos una imagen. Vivimos en un mundo visual y si no le damos soporte visual al usuario se verá desorientado. En lo posible de contacto inmediato, es decir, sin que se deba hacer scroll para ubicarla. Es un punto de apoyo visual, llamativo, complementario al texto, para que el lector no se sienta abrumado. Algo dinámico para que recuerde qué está leyendo y a diferencia de muchos sí aconsejo colocar una imagen meramente decorativa si no se cuenta con otra opción. No es necesario que exclusivamente refleje a la perfección el texto escrito. En este punto la imaginación y el ingenio del redactor serán siempre bien vistos.

La importancia de ALT y title

Al incluir imágenes en un artículo, desde el código HTML podemos ver distintos datos que variarán según se trate de Blogger o Wordpress, cada uno inserta su propio código. Uno guarda los archivos en los servidores de Google, el otro en nuestro propio servidor.
Más allá de ese código —que más adelante analizaré— hay dos atributos muy útiles que deberemos incluir. Y creanme, son muy útiles.
”imagenes

Alt o Texto alternativo de la imagen

Significa Texto Alternativo. Es el texto que se mostrará cuando la página esté cargando en el lugar reservado a la imagen en cuestión. Debe ser una descripción de la imagen para que en caso de no poder cargarse por distintos problemas —o el visitante tenga de alguna manera deshabilitado poder ver imágenes— se pueda aún saber de qué trata esa imagen que no se muestra. Hace tiempo, con conexiones muy lentas de internet esto era de mucha ayuda. Ahora conserva poco sentido. Aunque los buscadores lo siguen teniendo mucho en cuenta.

Aún sabiendo lo que debe hacerse con este atributo no lo recomiendo para nada. En su lugar aconsejo utilizar palabras claves de nuestro artículo. Por ejemplo, si tomo una captura de pantalla de lo que ahora estoy escribiendo el «Alt correcto» sería alt=”captura de pantalla”. Pero en su lugar utilizaría alt=”imagenes redaccion web”.
Es decir, camuflando un poco mi palabra clave al incluir la palabra imágenes que es la protagonista de este post. Esto ayudará a posicionar no sólo la imagen en el buscador, sino además al artículo mismo.

Pero no solo eso, la principal razón es para evitar que lleguen personas desde el buscador de imágenes tan sólo para descargarla e irse, sin interés en nuestro sitio. Esto sólo aumenta el porcentaje de rebote —personas que sólo se quedan unos pocos segundos en nuestro sitio. Además podríamos evitar un poco el «hotlinking» —usuarios que utilizan nuestros servidores para mostrar las imágenes en foros y demás. Si no describimos exactamente la imagen, es probable que no la encuentren para esos propósitos, pero sí cuando busquen lo que nosotros queremos que encuentren. Para no levantar «sospechas» a Google es preferible que sea corto —de 2 a 5 palabras— y que guarde una mínima relación con el texto.

Title de la imagen

Significa, desde luego, título. El uso que aconsejo es muy similar a alt. Aunque con alguna modificación, ya que éste será el que aparezca al apoyar el puntero del mouse sobre la imagen. Yo utilizo generalmente el título del artículo, que salvo excepciones, incluye alguna buena palabra clave. En este caso: title=”Imágenes de los artículos en la web”.

Nombre del archivo de la imagen

Tan importante como los anteriores el nombre del archivo en sí. En este caso deberemos procurar no dejar espacios. Para conseguirlo no escribiremos «todojunto» sino separar las palabras con guiones medios o bajos. Además de obviar los artículos y conectores. Recomiendo los guiones medios ( - ): imagenes-articulos-web.jpg

La diferencia es que los guiones bajos ( _ ) suelen utilizarse para las fechas, ya que en los nombres de archivos no se admiten las barras. Por ejemplo una fecha así 01/01/13 la escribiríamos así 01_01_13
Al no dejar espacios nos aseguramos que «nada raro» suceda en el camino y que los buscadores puedan indexarla correctamente, bajo el nombre que le hayamos dado.

Seguramente dejé muchos temas afuera, pero probablemente vuelva a tocar el tema de las imágenes en futuros artículos —en todo caso están los comentarios para hacer sugerencias. Uno de los puntos importantes es cuando se trabajan blogs de sólo imágenes, caricaturas, memes, etc. Por ahora recomiendo siempre escribir al menos un párrafo de 100 palabras. Que cada entrada tenga una breve descripción de la imagen o algo relacionado a ella. Esto con el fin de que los buscadores no la pasen desapercibida.

Subrayado, Tachado, Listas, Frases y otros consejos

0 comentarios
18 diciembre 2012

recrusos html redaccion webEn la redacción web contamos con muchos recursos para mejorar la presentación de nuestros textos. Ya mencioné algunos como las negritas y cursivas o los encabezados HTML. Curiosamente no muchos los utilizan, sea por desconocimiento, pereza o para ganar tiempo, lo cierto es que desestiman el valor agregado. Para un blog personal tal vez no resulte indispensable —de hecho, no lo es en absoluto— pero cuando se escribe para otros sitios, especialmente los que buscan un cierto nivel de profesionalismo en la redacción, resulta necesario valerse de todos estos recursos.

No sólo porque realmente mejora la presentación, sino que además dota al texto de una riqueza especial para internet. Es sumamente necesario conocer el código básico que nos permite aprovechar esos recursos, son simples etiquetas de HTML que no requieren conocimientos de programación. Hay que experimentar sin temor, a medida que probemos nos iremos sintiendo más cómodos y pasarán a formar parte de nuestra redacción web sin problemas.

Texto subrayado

El subrayado puede resultar excesivo a esta altura. Los usuarios tienden a pensar que se trata de un enlace, en lugar de atención buscarán acción. Es decir, buscando ser dirigidos a otro lugar a través de ese aparente enlace, lo que provoca justamente lo contrario a nuestros propósitos: la pérdida de su atención. Perderá tiempo yendo con el puntero sobre el texto subrayado y se verá frustrado. La intención es buena, pero provoca un efecto no deseado en el lector.

Esto sucede simplemente porque todos nos acostumbramos desde los comienzos de internet a que los enlaces se encuentren subrayados.
De cara a los buscadores no modifica nada, por tanto, es preferible tan solo destacar el texto con negrita.

Texto Tachado

El tachado tan sólo se utiliza para rectificar información y evitar de esta manera eliminar ese contenido. Puede ser al actualizar una entrada muy antigua o luego de haberla publicado y corregir un dato o información falsa. Pero que requiere de ese contenido para poder aclarar por qué se está actualizando.

También es común encontrar ironías o insultos tachados. Con esto se busca complicidad con el lector y darle un posible toque de humor a la redacción. Puede resultar un recurso muy válido, aunque muchos le encontremos poco sentido si se abusa de él. Si hay que corregir algo, es preferible editar el contenido y evitar posibles confusiones en los lectores.

Listas ordenadas o sin orden

Las listas ordenadas llevan etiquetas <ol> antes del primer elemento y su cierre se realiza luego del último. Cada elemento irá entre la etiqueta <li>. Un detalle es que no hace falta etiqueta de cierre para cada elemento, pero es preferible y recomendado sí hacerlo con </li>. Para evitar posibles inconvenientes.
    Esto es una lista ordenada:
  1. Cada blog tendrá sus reglas de diseño para definirlo.
  2. Puede llevar distintas numeraciones, pero generalmente será en números enteros de menor a mayor.
  3. Son muy útiles para enumerar pasos en un tutorial corto, un breve «cómo hacerlo», una lista jerárquica o los famosos «Top» por orden de preferencia.

Las listas sin orden o desordenadas llevan etiquetas <ul> y cada elemento irá, al igual que el anterior, entre la etiqueta <li>
    Esta es una lista sin orden o desordenada:
  • En el sentido de que no necesariamente posee un orden jerárquico. Claramente el nombre no es del todo correcto, pues conserva un orden.
  • Puede llevar distintos símbolos, aunque es muy común encontrar un círculo negro. A menudo los diseñadores de plantillas y themes lo reemplazan por una pequeña imagen.
  • Son muy útiles para definir características sobre algún elemento u objeto. Pero también para hacer listas de todo tipo, con la diferencia que cada elemento no será precedido por un número indicando un orden jerárquico como sí sucede con las anteriores.

Wordpress tiene la fea costumbre de agregar mucho espacio con el objetivo de ordenar la lista para una fácil lectura a medida que se escribe en el modo HTML. Aunque práctico, molesta y consume espacio innecesario. De todas formas, puede que esto me moleste sólo a mi, todo hay que decirlo.

Blockquote o Frase en un texto

Este dependerá mucho de cómo esté definido en las reglas de estilo de la plantilla o theme la forma en que será visualizado. Se utiliza la etiqueta: <blockquote>

A menudo lo acompaña una imagen de comillas ( “ ) y el texto en cursiva, una especie de convención entre diseñadores. Aunque pueden existir tantas variantes como diseñadores web. Muy útil a la hora de citar una frase, dicho, una frase destacada en una entrevista, etc.

Colores distintos para cada párrafo

Quisiera agregar que no me parece demasiado correcto cambiar el color de texto en los distintos párrafos. Algunos lo aconsejan o incluso se aconseja cambiar el color del texto en un párrafo que creamos importante.
Desde mi punto de vista no sólo es desprolijo, sino que desorienta al usuario. Para destacar texto contamos con otros recursos mucho más efectivos, como negritas y cursivas. Ningún párrafo es lo suficientemente importante para cambiar su color.

En todo caso se lo puede dotar de otros atributos ya definidos. Incluso si se quiere añadir algo como «notas» o «advertencia», esos serían casos especiales que lo merecen y sería aconsejable introducir las propiedades del diseño directamente en la plantilla para destacar algo de esas características.

Existen muchas más etiquetas para dar formato al texto para presentarlo correctamente a los navegadores y en última instancia a los usuarios, que es lo que importa. Pero estas serían, según mi opinión, las esenciales y las que probablemente más se utilicen.
Otras menos conocidas serán tratadas más adelante, así como también los microformatos; los que seguramente cobren mayor protagonismo en el futuro.